Vuelos para Año Nuevo 2013

Buscador Vuelos

Año Nuevo, vida nueva

El día de Año Nuevo es el primer día del año que acaba de comenzar. Pero, ¿cuándo comienza realmente el día de Año Nuevo?  Con el reloj en la mano, el Año Nuevo comienza en el momento en el que acaban las campanadas de fin de año.
 
La primera botella de champán que se descorcha en la nochevieja, después de las uvas ya es la primera botella del día de Año Nuevo. Millones son las felicitaciones de Año Nuevo que en estos primeros minutos del año se dedican. 
 
Comienzan los cotillones, las fiestas, los brindis y los bailes. El Año Nuevo comienza así con fiestas y alegría. Las fiestas organizadas para este gran día se alargan durante toda la noche de Año Nuevo.
 
Pero si esperamos a que salga el primer sol del año para comenzar el día de Año Nuevo, este día lo comenzaremos con un chocolate con churros. Es muy típico el día de Año Nuevo, y después de haber pasado una larga noche de fiesta, desayunar un buen chocolate con churros. Las churrerías no dan abasto con la fabricación de churros y porras para este día de Año Nuevo. En el momento del chocolate se juntan los que han pasado la noche de fiesta y cotillones y los que se acaban de despertar para disfrutar del día de Año Nuevo.
 
Para los que acaban de comenzar el día de Año Nuevo, no hay mejor manera de hacerlo que con el chocolate caliente, en estos días tan fríos del año. Cuando no hayamos calentado con este desayuno, podemos continuar el día de Año Nuevo con un gran paseo por la ciudad.
 
Se pueden visitar el día de Año Nuevo los mercadillos que con ocasión de la Navidad se instalan en las principales plazas de las ciudades. Estos mercadillos ofrecen al público todo tipo de adornos para el árbol de Navidad. También ofrecen todas las figuritas típicas de los nacimientos.
No faltan los puestos dentro del mercadillo donde comprar, en Año Nuevo, los dulces típicos de esta fecha como son el mazapán, los polvorones o los turrones.
 
Si te encuentras en Madrid tendrás que acercarte en Año Nuevo a la Plaza Mayor para ver este mercadillo. Muchos son los españoles que este día de Año Nuevo y aprovechando las vacaciones escolares se van de viaje a las estaciones de esquí.
 
Hasta después del día de Reyes, los estudiantes no tendrán que volver a sus obligaciones en el colegio o en la universidad. Tienen después de Año Nuevo casi diez días para disfrutar del deporte de la nieve. Los que no tenemos esa suerte, seguiremos disfrutando del día de Año Nuevo en la ciudad.

Belenes, visita obligada

Como el día de Año Nuevo es día festivo en toda España podremos aprovechar para visitar los Belenes.
 
En todas las ciudades se exponen en Año Nuevo Belenes para deleite de los visitantes.
 
Pero si espectaculares son los Belenes que se exponen al público el día de Año Nuevo, no podemos pasar por alto la maravilla de los Belenes vivientes.
 
En Año Nuevo cabe destacar el Belén viviente de Buitrago de Lozoya, a 50 minutos de Madrid. En este Belén viviente se representan 39 escenas con más de 200 actores interpretándolas.
 
En Pezuela de las Torres, el día de Año Nuevo podremos ver su Belén viviente. Es especial, porque además de cantarse villancicos y cocinar gachas, migas, caldo y rosquillas en directo, aparecen miles de animales por todo el nacimiento viviente.
 
Destacan también los belenes vivientes que el día de Año Nuevo podremos visitar en Báscara, en el Alt Empordá entre Girona y Figueres y el Belén viviente de laguna de Duero en Valladolid.
 
El día de Año Nuevo llega a su fin.  Las fiestas y los cotillones han quedado atrás. Otro año por delante hasta que podamos disfrutar de otro Año Nuevo.
No nos podemos olvidar que el día de Año Nuevo es la onomástica de los que se llaman Manuel o Manuela. Felicidades a los Manueles y Manuelas.